Redacción

Acapulco, Guerrero

El alemán Alexander Zverev se sobrepuso a un inicio lento el lunes por la noche para vencer 6-4, 6-1 al español Carlos Alcaraz e instalarse en la segunda ronda del Abierto Mexicano de Tenis.

Zverev, segundo preclasificado y número siete del mundo, perdió los primeros dos puntos antes de recuperarse. Cedió apenas tres puntos más el resto del partido.

“Él jugó increíble, no tengo duda que va a ser un gran jugador, supongo que será top 10 para 2024…dentro de tres años cuando vuelva acá”, dijo Zverev sobre su oponente. “Él va a estar en el tour por mucho tiempo”.

Zverev disputa el torneo de Acapulco por cuarto año consecutivo, y su mejor resultado fue alcanzar la final de 2019, cuando cayó ante el australiano Nick Kyrgios.

El año pasado, fue sorprendido en la segunda ronda por Tommy Paul.

“Estoy feliz de volver, especialmente porque sabía que iba a haber un poco de gente, no sabía que serían tantos”, agregó el alemán. “Cuando salí tuve la piel de gallina, es un sentimiento especial el tener público, ojalá vuelvan para las siguientes rondas y para todo el torneo”.

Las autoridades sanitarias del estado de Guerrero, al sur de la capital, permitieron la asistencia de hasta el 30% de público en las gradas, aunque por momentos el estadio principal del complejo lució con mucha más concurrrencia.

El rival de Zverev en la siguiente ronda será el ganador del enfrentamiento entre el estadounidense Steve Johnson y el serbio Laslo Djere.

Alcaraz, de 17 años, es una promesa del tenis español que hizo ruido a principios del año al ganar su partido de primera ronda en el Abierto de Australia.

En otro resultado, el estadounidense Jon Isner avanzó a la segunda ronda al imponerse 6-4, 6-3 sobre el italiano Salvatore Caruso y se medirá al ganador del juego entre el primer sembrado, el griego Stefanos Tsitsipas y el francés Benoit Paire, que se realizará en la jornada del martes.