Redacción

Acapulco, Guerrero

Muy pronto, Gerardo López Villaseñor se dio cuenta de la diferencia que existe entre la Copa Davis y la gira ATP. El alemán Dominik Koepfer se impuso en primera ronda el lunes por la noche 6-4, 6-2 sobre la raqueta mexicana, que había recibido una invitación de los organizadores del Abierto Mexicano de Tenis.

López Villaseñor, de 25 años y número 563 en la clasificación de la ATP, venía de cumplir con una destacada actuación al ganar dos puntos para México en su triunfo sobre Bulgaria en su serie de Copa Davis.

“El tenis te da semanas como la pasada, de mucho orgullo y felicidad y otras como esta donde no pude encontrar al ‘Jerry’ que quería”, dijo López Villaseñor al final del encuentro. “No supe encontrar mi juego y Koepfer es un jugador complicado”.

Con la eliminación de López Villaseñor, México se queda sin tenistas en el cuadro de singles, aunque todavía tiene participantes en los dobles masculinos.

Este año, debido a la pandemia por coronavirus, los organizadores no incluyeron encuentros de la gira WTA.

“Copa Davis jugué ante un jugador 390 y otro 280, aquí lo hice ante uno que está dentro de los 70 y el nivel cambia, es eso, hay que tratar de jugar más a este nivel para acostumbrarse”, dijo López Villaseñor. “Me falta seguir fogueándome para seguir en la lucha”.

Koepfer se enfrentará al ganador del partido entre el estadounidense Tommy Paul y el canadiense Milos Raonic.

En otro partido de la primera jornada, el canadiense Felix Auger-Aliassime derrotó 6-3, 7-6 (8) al estadounidense Tennys Sandgren para instalarse en la segunda ronda, donde se medirá ante el ganador del duelo entre el croata Marin Cilic y el estadounidense Sebastian Korda.

El Abierto Mexicano de Tenis se juega sobre las canchas duras y reparte una bolsa de 1,2 millones de dólares.