Redacción / Foto: Liga MX

Ciudad de México

A lo largo de su historia, Pumas ha apelado a dos características para lograr resonantes triunfos: garra y talento. Esos dos sellos se manifestaron la noche del domingo, cuando, apoyados en dos goles del brasileño Diogo de Oliveira, los universitarios se levantaron de la lona para vencer 4-3 a Cruz Azul y sellar su pase rumbo a la repesca para la liguilla del torneo Apertura.

Arturo Ortiz puso al frente a los universitarios a los seis minutos, pero Roberto Alvarado concretó anotaciones a los 12, 20 y 44 minutos para darle la voltereta al encuentro, en lo que parecía un triunfo celeste.

Pero Pumas tenía otras intenciones y el argentino Favio Álvarez descontó a los 46 antes de que Diogo nivelara a los 62. Firmó el tanto de la victoria a los 83.

“En el entretiempo les dije a los jugadores de algunos ajustes que íbamos a hacer y algunas otras cosas propias de fútbol que no las puedo decir en los micrófonos”, dijo el entrenador argentino Andrés Lillini. “Hice algunos cambios, pero fue la garra y el talento del futbolista de Pumas lo que hizo que después de complicarnos, pudimos sacar el partido”.

Con el triunfo, el cuadro auriazul arribó a 21 puntos para colocarse en el undécimo puesto de la clasificación y de paso eliminó al Necaxa, que llegó al domingo en el 12do puesto.

Pumas, que fue finalista en el Apertura del año pasado, evitó quedarse fuera de fase final por segundo torneo consecutivo y ahora enfrentará a Toluca, que resbaló a la sexta posición luego del empate sin goles entre Santos y Atlético de San Luis, en el último partido del campeonato regular.

“Tenemos los pies en la tierra que no todos los días suceden estas coas y para lo que viene debemos corregir lo que hicimos mal”, agregó Lillini. “Nos pusimos como objetivo jugar la liguilla, todavía no hemos logrado nada, sé que hay euforia por la remontada y la jerarquía del rival de enfrente, pero esperamos mejorar”.

Cruz Azul vio rota una cadena de seis partidos sin derrotas y se mantiene con 23 unidades, en el octavo peldaño.

“No voy a mandar mensajes a través de la prensa, estamos muy molestos contrariados, lo que tuve que decir ya se lo dije a ellos (jugadores)”, dijo el entrenador peruano Juan Reynoso.

“Hay que ser autocrítico, asertivo, si queremos seguir ganando cosas hay que aterrizar un poco, no voy a hablar de más, no les termino diciendo todo lo que tuve que decir, ya se lo dije a ellos”.

Cruz Azul enfrentará a Monterrey en la siguiente fase y lo tendrá que hacer sin público o en una sede alterna porque el estadio Azteca fue vetado para ellos por canticos homofóbicos de sus hinchas.

“Somos Cruz Azul, no hay que lamentarnos porque tuvimos para el 4-2, el 4-3 y por detalles nos vamos sin nada y vergüenza enorme”, agregó el estratega peruano.

En las otras series de repesca, Santos enfrentará a San Luis y Puebla a Chivas.

Los enfrentamientos son a un solo partido y se realizarán la siguiente semana porque esta hay fecha FIFA y se disputan las eliminatorias mundialistas.

Pumas se puso al frente cuando Ortiz aprovechó la mala marca de los celestes y con un remate de cabeza superó el lance de José de Jesús Corona para poner el 1-0.

Cruz Azul empató cuando Alvarado tomó un rebote dentro del área y con un potente tiro de pierna zurda dejó sin oportunidad al arquero Alfredo Talavera.

Poco después, Santiago Giménez sacó un disparo dentro del área que fue rechazado por Talavera y Alvarado tomó el rebote para anotar con un cabezazo.

La Máquina amplió su ventaja cuando José Martínez arribó a línea de fondo por derecha y mandó una pelota retrasada para Alvarado, quien en el área chica convirtió con un tiro suave y colocado.

Pumas descontó en el arranque del segundo tiempo cuando Álvarez recibió un pase del argentino Juan Dinenno y de volea prendió la pelota con un zurdazo que entró pegado al poste izquierdo de Corona.

Los universitarios estuvieron cerca del empate a los 49, cuando el ecuatoriano Washington Corozo sacó un disparo rasante que Rafael Baca sacó sobre la línea de gol.

La insistencia de Pumas encontró recompensa cuando Diogo recibió un centro desde banda derecha y conectó un tiro rasante que entró por el poste izquierdo de Corona.

Diogo aprovechó un rechace de Corona hacia el centro del área para sacar un potente tiro que se fue al fondo de la red y significó el pase a la fase final.