Redacción / Foto: Archivo

Ciudad de México

Cuando Pumas y Chivas se enfrenten el domingo por la octava fecha del Apertura, estarán en juego más que tres puntos. Además del orgullo, presumiblemente el equipo que pierda pondrá en duda la continuidad de su entrenador.

El Guadalajara llega al partido respirando mejor que sus rivales porque hace un par de semanas se impuso a Necaxa, con un polémico penal, para romper una cadena de cuatro partidos sin poder ganar.

Con sus nueve puntos, el “Rebaño Sagrado” se ubica undécimo de la tabla y estaría en la repesca si el torneo terminara hoy.

Esos números no reflejan la presión que asfixia al entrenador Víctor Manuel Vucetich. No sólo porque el equipo se ausentó de la liguilla anterior y porque el funcionamiento en el campo no es óptimo, sino que además el “Rey Midas” causó polémica al declarar que Chivas está en desventaja por jugar sólo con mexicanos.

“Si tú como entrenador dices que no puedes ganar sólo con mexicanos, entonces no eres entrenador de Chivas”, dijo a la cadena TUDN, Ramón Morales, ex capitán de los tapatíos. “Me molestó escucharlo, entonces los demás campeonatos de Chivas ¿quiénes los ganaron?, ¿extranjeros? ¿aliens?”

El Guadalajara, con 12 títulos, es el segundo equipo más laureado en México detrás del América que tiene uno más.

En Pumas la situación es parecida, aunque no por declaraciones.

El equipo universitario ha ganado sólo un partido en el torneo y con sus cinco puntos se coloca en el 15to puesto entre 18 equipos por lo que está en riesgo de quedarse fuera de liguilla por segundo torneo en fila.

“Volvemos a estar abajo y eso preocupa, entristece y frustra. Tenemos que dar vuelta a la página muy rápido, quedarnos con las cosas sobresalientes y seguir adelante porque viene la mitad de torneo, y tenemos que jugar una segunda mitad casi perfecta si queremos ir a la liguilla”, dijo el entrenador argentino Andrés Lillini.

Lillini recibió un voto de confianza del nuevo vicepresidente deportivo Miguel Mejía Barón, quien fue presentado el miércoles, pero una derrota en casa ante el odiado rival podría precipitar una decisión de los dirigentes.

Después de todo, Pumas es ahora el equipo popular con la sequía más grande de títulos en México, donde no se corona desde el Clausura 2011.

AMÉRICA, A MANTENER LA PUNTA

Las Águilas del entrenador argentino Santiago Solari procurarán mantenerse como uno de tres invictos y en la cima del campeonato cuando reciban a Mazatlán el sábado en el inicio de una semana con mucha actividad.

América, con 17 unidades, podría quedarse como líder aun perdiendo siempre y cuando León empate o pierda su encuentro por la octava fecha.

Mazatlán llega al partido con nueve puntos, en la 12da posición.

Después de enfrentar a Mazatlán, América viajará a Estados Unidos para enfrentarse al Union de Filadelfia en el choque de vuelta por las semifinales de la Liga de Campeones y el sábado 18 visitan al Toluca por la novena fecha del campeonato.

En otros encuentros: Puebla-San Luis, Ciudad Juárez-Cruz Azul, Tijuana-Santos, Atlas-Monterrey, Tigres-León, Querétaro-Necaxa y Pachuca-Toluca.